miércoles, 7 de octubre de 2009

La India se consolida como potencia del software

El sector de las nuevas tecnologías se ha convertido en uno de los motores económicos de la India, desplazando progresivamente a otros sectores tradicionales como las manufacturas y la agricultura. En los últimos años, el sector servicios ha llegado a constituir casi el 60% del PIB indio, gracias a la especialización que se ha dado en los sectores del software y servicios relacionados.

Las causas de tan espectacular evolución tienen su origen en los principios de los años noventa, cuando la India inició su proceso de apertura económica. Una mano de obra barata y relativamente cualificada, con un conocimiento del inglés por encima de la media en Asia, fue y sigue siendo el factor clave que ha impulsado a cientos de empresas a deslocalizar parte de sus procesos como método de reducción de costes, principalmente subcontratando servicios tecnológicos a otra empresa, y en algunos casos, implantándose directamente en India. India creó desde cero una industria de software de 8 mil millones de dólares durante la última década.



Según Nasscom, la Asociación Nacional de Empresas del Software y Servicios de India, la deslocalización de parte de los procesos relacionados con las IT ha ayudado a las empresas a reducir sus costes hasta en un 40-50%, gracias al ahorro en infraestructuras, mantenimiento, equipamiento y salarios.

El gobierno indio, en este sentido, ha promovido en las últimas décadas la creación de parques tecnológicos en diversas ciudades del país, como Bangalore, Delhi o Hyderabad, que apoyadas por un política educativa orientada hacia la formación de profesionales en este sector, han conseguido altos niveles de eficiencia y productividad. Se ha construido un sistema educativo en el que prima la enseñanza de las matemáticas. Los niños hindúes aprenden de memoria la tabla de multiplicar no del 1 al 10 como es habitual, sino del 1 al 20, lo que significa que se les pregunta cuántos son 12 por 17 y responden 204 sin vacilar. Nada de extraño que de allí estén saliendo informáticos para todos los países, incluidos los Estados Unidos. Las escuelas técnicas indias generan un promedio anual de graduados supera los 73.000 alumnos.

India cuenta con una excelente infraestructura para la producción de software y servicios relacionados, donde destaca la alta relación calidad-coste de actividades como el desarrollo y mantenimiento de aplicaciones informáticas, integración de sistemas y servicios de red.

Geográficamente, Estados Unidos es con diferencia el principal cliente indio de servicios de IT: en 2004-2005, las exportaciones a dicho país supusieron un 70% del total, seguido por la Unión Europea (principalmente Reino Unido), con un 22% del total. El Sureste Asiático y Japón, a pesar de su poco peso actual en las cifras totales, comienza a ganar importancia en los planes de expansión de los grandes grupos de IT indios.

Jorge Ramón Mullor, que dirige una empresa instalada cerca de Delhi, dedicada a la subcontratación de servicios de software, comenta los problemas y las ventajas con los que se ha encontrado en su camino. “Según los cálculos hechos, nos sale cinco veces más barato proporcionar nuestros servicios de software a nuestros clientes desde India que desde España, con unos niveles de calidad prácticamente iguales”. Jornadas de doce horas, turnos de noche y fines de semana, exiguas vacaciones y precariedad laboral son el precio que muchos empleados han de pagar en pro de la competitividad de la empresa. El sector de las nuevas tecnologías sigue teniendo un enorme futuro en India. Los grandes grupos multinacionales de software y servicios presentes ya en el país, como Infosys o Arthur Andersen, continúan ampliando sus operaciones. Recientemente, Microsoft anunció un paquete de ampliaciones de personal, servicios e infraestructuras por valor de 1700 millones de dólares.

Según las últimas previsiones, la industria india del hardware alcanzará los 155.000 millones de dólares en 2015.

Se espera que de aquí a 2015 el consumo de artículos electrónicos se incremente en un 30%. Esto supondría alcanzar los 320.000 millones de dólares. Pues bien, casi la mitad de corresponderán a la India. De este modo el país asiático será la primera potencia mundial en la industria del hardware.

Las Claves del Éxito

* Gran Cantidad de Ingenieros: India cuenta con alrededor de 300.000 profesionales calificados trabajando en la industria TI y afines. Además, casi 100.000 ingenieros en software se reciben al año, aportando una fuente de conocimientos inagotable para la industria local. Los jóvenes se han inclinado hacia una especialización informática debido a un fuerte nivel de conocimiento previo en matemáticas, idiomas y lógica, amén de las infinitas oportunidades profesionales que le brinda hoy una industria que le ofrece características únicas en cuanto a empleo, remuneraciones, perspectivas de crecimiento y futuro global.

*Bajos Costos Laborales: Evidentemente, los salarios son comparativamente muy bajos si se los relaciona con los profesionales de Estados Unidos, por ejemplo; donde las estimaciones indican que un americano gana alrededor de 12 veces lo que un indio. Sin embargo, este factor no puede asumirse como el principal debido a que existen muchos países del mundo que pueden ofrecer remuneraciones muy bajas y no obstante ello, no han tenido la capacidad de generar toda una industria.

*Barreras de Entrada Bajas: India no ha requerido de grandes inversiones en tecnología puesto que se trata de una industria con barreras de entrada bajas, especialmente en el terreno de requerimientos iniciales de capital, economías de escala y la necesidad casi nula de realizar ajustes a la demanda local de un mercado. Así, en pocos años, se ha encaramado en la cima tecnológica del mundo sin efectuar grandes inyecciones de capital.

*Inglés: El idioma inglés ha sido, sin lugar a dudas, un elemento clave en todo este proceso. Las más prestigiosas universidades dictan sus cursos de elite en inglés. El idioma ha representado una importante ventaja competitiva de la India respecto a otros países en vías de desarrollo, especialmente si pensamos en Latinoamérica, Europa del Este o el mismo Sudeste Asiático, en particular China; para los cuales la barrera lingüística es difícil aún de superar.

*Inversiones en Educación: El gobierno de la India ha incrementado notablemente en los últimos años los cupos de admisión en los principales Institutos de Tecnologías de la Información, de Ciencia y de Ingeniería. Además, se está tratando de bajar cada vez más la educación informática a niveles educativos de nivel primario.


Fuente

2 comentarios :

  1. Gracias por el artículo agradable usted. La India es un buen país para el desarrollo de software offshore

    ResponderEliminar